miércoles, 25 de noviembre de 2015

A mí no me vengan con el cuento de ‘Yo soy París’ Rubén Darío Buitrón

A mí no me vengan con el cuento de ‘Yo soy París’
Bas du formulaire
  Ayer, en Líbano, un atentado dejó 43 muertos y 239 heridos.
No hubo alertas informativas en los grandes medios de información del mundo.
No se calificó el hech
o como “noticia en desarrollo”.
No hubo enviados especiales.
En esta misma semana, el Ejército Islámico (ISIS) fusiló a 200 niños que trataban de huir del sanguinario grupo terrorista armado, entrenado y financiado por el gobierno de Estados Unidos, los países de Europa agrupados en la OTAN y el desalmado Israel.
Tampoco fue noticia de primera página.
La prensa hizo que la vil matanza pasara desapercibida.
Nadie se enteró.
Hace dos semanas, el presidente francés Hollandé ordenó a sus pilotos de combate bombardear Siria para fortalecer las posiciones de ISIS y derrocar al gobierno democrático de ese país, apoyado por Rusia. Murieron 2000 civiles. 
Nadie se enteró.
A partir de los ataques de sofisticados aviones de la OTAN, millones de civiles decidieron abandonar Siria para no morir masacrados por los mortíferos misiles aire-tierra  direccionados a control remoto desde el Pentágono.
Esos millones de civiles, que vienen de los países que proporcionan el petróleo para que funcionen las estructuras industriales de las grandes potencias, han sido estigmatizados: “foráneos pobres”, “semianalfabetos recién llegados”, “extranjeros inmundos” los han llamado y la gran prensa lo ha repetido.
Llegaron a la misma Europa serena, armoniosa, desarrollada, industrial y futurista que días atrás los había bombardeado y dejado sin hogar, sin alimentos, sin educación, sin perspectivas de vida.
La gran prensa mundial y la gran prensa nacional no explican las relaciones que existen entre uno y otro caso. No cuentan los cientos de muertos diarios en Líbano, Yemen, Palestina, Siria, Afganistán. No. Eso no cuentan.
Pero cuando ocurre un ataque en la capital de Francia, los periodistas cambian de avatar en Twitter y ponen “Yo soy París”, pero fingen (o, peor, no entienden) que lo uno se relaciona con lo otro.
Los medios están conmovidos por la crueldad estratégica que los terroristas de ISIS tienen para estremecer al mundo “occidental”.
Pero informan con sesgo, sin contextualizar.
No publican, por ejemplo, que la poderosa Hillary Clinton admitió en un debate televisivo que “financiamos mal a los rebeldes sirios y de ahí surgió el Estado Islámico (ISIS) o (EI)”.
Tampoco dicen que hay videos y fotografías del influyente senador republicano John McCain, excandidato a presidente de Estados Unidos, reunido en Europa con los dirigentes de ISIS.
Si el Pentágono, la Casa Blanca, la CIA y el Moosad israelí crearon, armaron y entrenaron al grupo terrorista “Ejército Islámico”, ¿quiénes son los autores intelectuales de lo ocurrido en París?
Los medios y los periodistas que manejan el discurso “occidental” (un discurso xenófobo, con complejo de superioridad, que comete el delito de discriminación por creencia religiosa, que sube los altares a sus presidentes genocidas) miran a los atacantes de París a la distancia y con miedo, como si fueran demonios.
Pero no.
Los demonios están mucho más cerca de lo que creen: son sus propios gobernantes.

 http://www.aporrea.org/ddhh/a217301.html

La enésima Intifada Rafael Poch

Diario de París
La enésima Intifada






Rafael Poch | 22 octubre, 2015
No puede extrañar el comportamiento bárbaro y desesperado de parte de quienes viven insertos en la larga e impune barbarie de la ocupación, el racismo y el abuso colonial
Pese a vuestra matanza, regresaremos No voy a empezar deplorando la violencia palestina, esa espantosa “guerra de los cuchillos” a cargo de jóvenes y adolescentes, como hacen los cobardes, para concentrarme en lo esencial: “ellos han creado el monstruo”, dice Norman Finkelstein . 800.000 palestinos han pasado por las cárceles del ocupante israelí desde 1967. Traducido a la realidad demográfica española serían más de diez millones. Los chicos de los cuchillos son hijos de padres humillados por los soldados ocupantes y los colonos. Nietos de las víctimas de una larga historia de violencias, limpieza étnica y expulsión que está en la misma partida de nacimiento de la potencia colonial ocupante.
Compañeros de generación de esos 7500 niños palestinos encarcelados e interrogados en los últimos diez años, frecuentemente metidos en celdas de aislamiento, privados de sueño y de toda visita parental.
Compañeros de quienes son condenados a 5 años de cárcel por tirar piedras, a 10 años por tirarla contra un coche, penas solo aplicables a palestinos mientras los colonos pueden tirar todas las piedras que quieran.
Familiares de los 5200 palestinos recluidos en diecisiete cárceles israelíes, en flagrante violación de la cuarta convención de Ginebra que estipula que, “una potencia colonial ocupante no puede transferir a parte de la población ocupada a su territorio”, donde la tortura está legalizada por una sentencia del Tribunal Supremo del 6 de septiembre de 1999, según la cual, “si un interrogatorio vigoroso y exhaustivo, con ayuda de estratagemas y engaños no consigue su objetivo, las presiones físicas moderadas podrán ser inevitables en caso de necesidad”.
Resultado de las cuentas de las masacres de Gaza, con 550 niños palestinos muertos (frente a uno israelí), 19.000 casas destruidas (frente a una destruida por Hamas), y eso en una zona sometida desde hace diez años a bloqueo, cuyo levantamiento “inmediato e incondicional” exige la comisión de derechos humanos de la ONU, sin que se le haga el menor caso. Lo mismo que las resoluciones en materia de territorios ocupados desde hace más de cuarenta años.
No se puede esperar que los palestinos actúen de forma legal cuando están insertos en una ocupación y colonización completamente ilegal y universalmente condenada, dice Finkelstein. Solo el hipócrita o el fanático más irremediable puede asombrarse de que los palestinos actúen así. “Todo palestino entiende la desesperación que lleva a una persona a acuchillar”, escribe la periodista Amira Hass en el diario Haaretz, mientras el gobierno israelí acusa a Francia de “recompensar al terrorismo” por su timorata propuesta de destacar “observadores” que moderen las provocaciones en curso sobre el estatuto de la explanada de las mezquitas. ¿Nos toman por tontos?
Todo el talento y la voluntad de sus esbirros mediáticos y políticos, todo el dinero las presiones e intimidaciones de sus padrinos neocons, de ultraderecha o liberales acobardados, toda la maestría de sus lobbys y el fanatismo de su ciega y loca pasión nacionalista, no cambian un ápice el hecho de los crímenes de Israel. Al revés: aún los evidencian más.
El Estado delincuente es poderoso y perseverante en su triple objetivo; despejar cualquier puesta en cuestión de las zonas que ocupó en 1948 mediante la limpieza étnica (borrar la memoria), impedir toda discusión sobre el regreso de los expulsados y refugiados y sus descendientes (reparar la injusticia), y profundizar la colonización de los territorios que ocuparon en 1967, haciéndose con el máximo de tierra ajena con el mínimo de población nativa posible (en eso consiste, precisamente, el “proceso de paz” como evidencia la evolución de mapas y cifras de las últimas décadas).
Es poderoso, sobre todo porque en su suicida locura es mimado por el Imperio de los Estados Unidos y de la Unión Europea. Pero cada vez necesita de más artilugios ridículos y canallas para cubrir su desnudez colonial y racista, en un mundo cuyo consenso ya no admite ni lo uno ni lo otro.
Así, se esgrime el “derecho de Israel a existir”, como si fuera Israel el amenazado y no la amenaza, derecho que nadie pone en duda siempre que sea una existencia acorde con el siglo presente, porque como “Herrenvolk”, es decir como pueblo dotado del derecho divino o racista a dominar e imponerse sobre otros a los que se niega su condición de humanos, ningún Estado puede invocar derecho alguno.
Así, se esgrime el título de “única democracia de la región”, haciendo pasar por democracia lo que es una “Herrenvolk-Demokratie” en la que los valores de la democracia no se aplican a los aborígenes y sus descendientes por razones étnico-religiosas, lo que corroe moralmente a la ciudadanía israelí y la acerca a lo que considera su antípoda islamista-carnicera.
Así, se despotrica contra la ONU, la imperfecta organización internacional que afirma el vital derecho y consenso global, porque desde 1967 viene confirmando, terca y periódicamente, por 170 votos contra dos y algunas abstenciones clientelares, el maltrecho derecho internacional para Palestina.
Así, se convierte en asunto identitario o religioso, lo que es una anomalía colonial en un siglo y un mundo que ya no admite el colonialismo y en el que algunos de los antiguos colonizados están por convertirse en superpotencias.
Así, se esgrime la acusación general de “antisemitismo”, a quien reacciona ante la injusticia concreta de Israel y expone la realidad de sus crímenes, abusos y brutalidades.
Amparados en la impunidad de los gángsters, practicando la tergiversación, la mentira y la omisión, algo que en definitiva es clásico en los delincuentes, esos insensatos no dudan en invocar incluso el recuerdo del holocausto judío en Europa. En su visita a Alemania Benjamín Netanyahu acaba de tener la osadía de señalar al muftí de Jerusalén (un palestino) como verdadero incitador de Hitler, incomodando sobremanera a la canciller Merkel. La jefa de esa Alemania que otorga cheque en blanco (y submarinos con capacidad portadora de armas atómicas subvencionados) a las fechorías de Israel, como ambigua penitencia por sus propios crímenes contra los judíos, no quiere ni oír hablar de la oportunidad indirecta de exculpación que le tiende su huésped. Pero ampararse en Auschwitz para justificar Palestina, es algo que va mucho más allá de la canallada habitual y entra en el más infame, perverso y esquizofrénico sacrilegio: invocar a las víctimas del racismo para justificarlo.

Para los propios ciudadanos de Israel, para los judíos del mundo que conservan la elemental lucidez para discernir esta impune barbaridad tan larga y sangrienta, para la gente como Norman Finkelstein, Ilan Pappé, Amira Hass y tantos otros, o para las organizaciones de derechos humanos israelíes como B´Tselem, el Comité Israelí contra la Tortura, etc., se ha acuñado el tontorrón concepto de “judíos que se odian a sí mismos”. Que muy pocos puedan tomarse en serio tamaña tontería, dice mucho sobre la decadencia del arsenal argumental de los fanáticos. Tales son los infantiles recursos de esta loca carrera que mata a Dios y a los hombres en Tierra Santa.
http://blogs.lavanguardia.com/paris-poch/2015/10/22/la-enesima-intifada-59871/

miércoles, 11 de noviembre de 2015

المترجم عمر بوحاشي: الترجمة من الإسبانية للعربية تعرف قفزة نوعية بفضل ظهور جيل من المترجمين وتحديدا في شمال المغرب

المترجم عمر بوحاشي: الترجمة من الإسبانية للعربية تعرف قفزة نوعية بفضل ظهور جيل من المترجمين وتحديدا في شمال المغرب

يكشف المترجم المغربي عمر بوحاشي، في هذا الحوار، آخر أعماله المترجمة التي تهم رواية “الكوخ” للكاتب الإسباني بيثينتي بﻻسكو إيبانييث، وكذلك عن إصداراته الأخيرة، ويقدم رؤية عن واقع الكتب المترجمة من الإسبانية إلى العربية في المغرب التي يعتبرها ذات مستقبل واعد.
والمترجم حاصل على جائزة الترجمة من المعرض الدولي للنشر والثقافة بالدار البيضاء سنة 2014، عن رواية بعنوان “السيدة بيرفيكتا” للكاتب المخضرم، بينيتو بيريث غالدوس، يؤكد أن “الترجمة تخلق نوعا من التفاعل الثقافي، وفتح الحوار بين الحضارات، وتساهم في انفتاح الشعوب على بعضها لتتعارف أكثر”. ويعتبر بوحاشي من جيل المترجمين الذين نقلوا أهم الكتب الإسبانية التي ساهمت في تشكيل المغرب في المخيلة الإسبانية خلال العقدين الأخيرين. فقد ترجم رواية “عيطة تطاون” لبينيتو بيريث غالدوس التي تعتبر منعطفا في الروايات التي كتبت حول المغرب لأنها تميزت بواقعية لم يعتادها الإنتاج الأدبي الإسباني حول الجار الجنوبي للإسبان.

كيف ترون واقع الترجمة، من اللغة الإسبانية إلى اللغة العربية؟

حركة الترجمة من الإسبانية إلى العربية، وتحديدا في شمال المغرب في تطور مطرد، ويرجع الفضل في ذلك إلى الجهود التي يجب التنويه بها لجماعة من المترجمين المقتدرين الذين يقومون بنقل بعض الأعمال الرائعة لكتاب كبار إلى القارئ العربي، الذي لا يعرف اللغة الإسبانية، والترجمة بهذا المفهوم تخلق نوعا من التفاعل الثقافي، وتفتح الحوار بين الحضارات، وتجعل الشعوب تنفتح على بعضها لتتعارف أكثر، وبالتالي تحقق جوا من الإنسجام يطبعه التعايش السلمي بين الشعوب لاسيما حين يكون لها تاريخ مشترك، بالإضافة إلى الجوار الجغرافي كما هو الحال بالنسبة للشعب الإسباني، والشعوب العربية عامة والشعب المغربي بصفة خاصة.

متى بدأ اهتمامكم بميدان الترجمة، وماهي الأعمال الروائية التي قمتم بترجمتها؟

بدأت محاولاتي في الترجمة في الثمانينات من القرن الماضي، كنت وقتها أعمل أستاذا في الرباط، وكنت أتردد على خزانة المركز الثقافي الإسباني بالرباط آنذاك معهد ثيربانطيس حاليا، وكنت أقضي هناك بعض الوقت أقرأ الكتب والمجلات، وحينما يعجبني مقال كنت أقوم بترجمته، وفي هذا الاتجاه ترجمت بعض المقالات ونشرتها في بعض الملحقات الثقافية، وهنالك بدأت ميولاتي إلى الترجمة. لكن لم أبدأ ترجمة الرواية إلا عندما أتيت إلى طنجة لأعمل أستاذا في البعثة الإسبانية، وأول عمل ترجمته هو رواية مريانيلا وبعدها “عيطة تطاوين” ثم “السبدة بريفيكتا” وجميعها لغالدوس، كما ترجمت مسرحيتين واحدة لغالدوس تحمل عنوان “ألثيستي” وأخرى لبايي إنكلان تحمل عنوان “أضواء البوهيمية”، ثم رواية الكوخ لبلاسكو إيبانييث والآن  أشتغل على رواية أخرى لغالدوس.

بعد ترجمة مجموعة من الأعمال الروائية من اللغة الإسبانية للروائي العملاق “غالدوس” صدرت لكم مؤخرا الترجمة العربية لرواية “الكوخ”، للكاتب الإسباني بيثينتي بﻻسكو إيبانييث، لماذا هذه الرواية بالذات؟

في الواقع أنا أشتغل في ترجمتي على أعمال “غالدوس” الروائية لكن من حين لآخر أترك “غالدوس” وأتناول أديبا آخر أو جنسا أدبيا آخر، كما فعلت حين ترجمت مسرحية “أضواء البوهيمية” لمؤلفها، “رامون ماريا ديل بايي إنكلان” وقبلها رواية السيدة بيرفيكتا.
وبخصوص الأسباب التي جعلتني أترجم رواية “الكوخ” وهو أنني قرأت بعض فصول هذه الرواية وأنا مازلت أدرس بالثانوي فأعجبتني، وعلقت بذهني لاسيما الفصل الذي يتحدث عن محكمة المياه، وهي المحكمة التي لا تناقش أحكامها، ويحترمها الفلاحون ويرضخون لإرادتها وهي محكمة قديمة مختصة بأمور الفلاحين ومايدور في فلك الفلاحة من ري وزراعة وغيره حتى إن قضاتها يسمون بالسواقي، هذه المحكمة ورثوها عن العرب  حينما كانوا في فالنسيا بالأندلس، وعلى ذكر العرب فرواية “الكوخ” حافلة بالإشارة إلى العنصر العربي فقد ورد فيها  مايقارب 20 إشارة إلى العنصر العربي.
أما الرواية في حد ذاتها فهي تحكي عن الصراع بين الفلاحين الصغار المستأجرين وبين الملاكين الجشعين، بين الفلاح الذي يستأجر قطعة أرضية من المالك الذي يريد أن يمتص دمه عن طريق الرفع من الإيجار. إنها تصور حياة الفلاحين  الذين يكدون ويعملون لكسب لقمة العييش ومن أجل تسديد ثمن إيجار الأرض، إنه صراع الإنسان مع محيطه، هذا هو محورهذه الرواية.

أين تتجلى رمزية عنوان الكوخ في الرواية؟

اختار الكاتب بلاسكو إيبانييث  عنوان “الكوخ” لأن الفلاحين الذين يتناولهم في روايته بسطاء يعيشون داخل أكواخ في غوطة بالنسيا، منطقة فلاحية شاسعة. والغريب أن هذه الرواية في طبعتها الأولى لم تحقق النجاح الذي كان ينتظر منها إذ لم تتعد مبيعاتها 500 نسخة، ولم تنل الشهرة إلا بعد ترجمتها إلى اللغة الفرنسية حيث بلغت مبيعاتها أكثر من مليون نسخة.
قمتم بترجمة أربعة أعمال لغالدوس تتنوع بين الرواية والمسرحية، مالذي يلفت انتباهكم في أعمال غالدوس؟
 أنا أشتغل على ترجمة أعمال “غالدوس” أساسا لأنه يعد أعظم كاتب إسباني بعد ثيربانطس، فغالدوس غزير الانتاج، جيده وأعماله تفوق 100 رواية و20 مسرحية، وهنا سأقول عنه ما قيل عن المتنبي، لقد قيل عن المتنبي: “جاء المتنبي فملأ الدنيا وشغل الناس” ، وأقول أنا جاء غالدوس فملأ الدنيا بإنتاجه الغزير وشغل الناس بدراسة أعماله الرائعة وترجمتها إلى معظم لغات العالم.

صدرت لكم عن دار النشر ليتوغراف بطنجة ترجمة كتاب”عيطة تطاوين” هل تحفل الرواية بخلفية  تاريخية؟

كتب غالدوس مجموعة من الروايات التاريخية ، تسمى  الأحداث الوطنية تضم 46 رواية  بدأها برواية طرف الغار،  وحرب التحرير سنة 1805، إلى إعادة الملكية سنة 1875 على فترة 70 سنة تغطي هذه الروايات الأحداث الوطنية في إسبانيا، وتندرج  عيطة تطاوين ضمن سلسلات روايات  الأحداث الوطنية ، وهي رواية تاريخية تحمل رقم 36 ضمن السلسلة الرابعة 
galdos
وتدور أحداثها حول حرب تطوان التي وقعت بين إسبانيا والمغرب سنة 1859- 1860  والتي تعرف في الأدبيات الإسبانية بحرب افريقيا والتي انتهت باحتلال اسبانيا لمدينة تطوان .يقول غالدوس عن هذه الرواية “إنه أ صعب وأتعب كتاب كتبته في حياتي” فقد كان غالدوس يكتب روايات  الأحداث الوطنية  في مدة لا تتعدى شهرين إلا أن عيطة تطاون  استغرقت كتابتها أربعة أشهر بين أكتوبر 1904 ويناير 1905 وربما كان مصدر  الصعوبة التي تحدث عنها الكاتب مرده إلى الصعوبة في الحصول على  المعلومات، لا سيما وأنه كان ينوي أن يحكي الحرب التي دارت بين إسبانيا والمغرب من وجهة نظر مغربية، لذا اطلع على كل ما كتب عن المغرب إذ ذاك، ومما يلاحظ في عيطة تطاون هو براعة الكاتب في وصف المدينة  أزقتها وأحيائها، ساحاتها وأبوابها  وكل ما له صلة بها كأنه واحد من أبنائها الذين عاشوا بين جدرانها، على الرغم من أنه لم يزرها قط، وإن كان قد زار طنجة أسابيع قليلة قبل كتابة الرواية. وقد عرض غالدوس في هذه الرواية لجوانب من الثقافة الإسلامية، فذكر في الرواية تسع آيات قرآنية مستعينا في ذلك بمستعرب إسباني كان يقيم بمدينة طنجة، الذي زوده بمعلومات قيمة حول الثقافة المغربية والإسلامية، كما أمده بجزء من كتاب الاستقصا الذي يتحدث عن حرب تطوان.

توجتم

عن ترجمتكم لكتاب السيدة بيرفكتا للكاتب الإسباني بينيثو بيريز غالدوس بجائزة الترجمة في المعرض الدولي للكتاب والنشر سنة 2014،  ماهو انطباعكم عن هذه الجائزة كيف يمكن تقريبنا من هذه الرواية الهامة  وشخصيتها المحورية السيدة بيرفكتا؟

الجائزة أعتبرها  نتيجة لعملي ولعمل جماعة من المترجمين في الشمال  يقومون بجهود مشكورة وأعتبر هذه الجائزة تتويجا لنا جميعا لأننا نعمل جميعا في خندق واحد ونحاول أن نساهم قدر الإمكان في هذه الثقافة ، أما رواية السيدة بيرفيكتا فيطرح غالدوس فيها عدم التسامح من  نظرتين متعارضتين تماما لرؤية العالم: من جهة هناك
النظرة الليبرالية المؤوربة  بروحها الداعية إلى المساواة، والني كانت تتمركز وتتجسد في المطروبوليس،  ومن جهة أخرى النظرة الضيقة التقليدية، الإقليمية والمتمسكة بإيمانها الديني والتي تعارض أحيانا بتعصب شديد كل فكرة جديدة  يمكن أن تحدث آي تغيير في اعتقاداتهم المحترمة ،ثم بالإضافة إلى عدم التسامح يعالج غالدوس في هذه الرواية أيضا موضوع النفاق.  فقد أحس الكاتب أن الحياة الاجتماعية لإسبانيا يسيطر عليها النفاق وحاول أن يكشف ذلك، لذا لم تكن السيدة بيرفيكتا هجوما على عدم التسامح فقط، بل كانت أيضا  مثالا على كيفية  تحكم النفاق في السلوك وإخفائه إرادة السيطرة خلف  مظهر من الوداعة الزائفة.  يقول الكاتب عن السيدة بيرفكتا حين توشك الرواية على الانتهاء:  “كانت أستاذة في السيطرة ولا أحد كان يجاريها في فن التحدث باللغة التي تناسب كل أذن “. إنه النفاق في خدمة إرادة القوى. ويختم غالدوس الراوية بهذه العبارة:  “انتهى هذا.  هذا كل ما يمكن أن نقوله عن الاشخاص الذين يبدون فضلاء وليسوا كذلك “

domingo, 27 de septiembre de 2015

Aquel otro 27 de septiembre Walter Benjamin

Fue en la mañana del día 27 cuando el cuerpo sin vida de 
Walter Benjamin fue descubierto en una habitación del hostal Francia



Walter Benjamin

En realidad no sabemos si ocurrió en la noche del jueves 26 o en la madrugada del viernes 27 de septiembre de 1940. Lo que sabemos es que fue en la mañana del día 27 cuando el cuerpo sin vida de Walter Benjamin fue descubierto en una habitación del hostal Francia del pueblo gerundense de Portbou. Allí se había recogido la noche anterior, tras cruzar la frontera española sin permiso del gobierno de Vichy, por lo que se le hizo saber que no se le permitía la entrada que sería devuelto al país donde lo aguardaba la Gestapo con las peores intenciones.

Walter Benjamin era uno de los mejores, acaso el más lúcido de los alemanes de su tiempo. Sin embargo, para aquellos que lo esperaban en Francia, no era ni siquiera digno de hacerse llamar alemán. Los méritos que a ojos de sus enemigos había hecho para verse despojado de esa condición eran múltiples: desde su estirpe judía hasta sus veleidades marxistas, aunque éstas las ejerciera desde una posición personal y heterodoxa. De hecho, quizá este rasgo de carácter, su individualismo, era el que más repugnaba a quienes de haberlo capturado lo habrían expedido a un campo de exterminio. Merced a esa insobornable lealtad a sí mismo había roto con su maestro Wyneken en los días de la Gran Guerra, a raíz de la exhortación que su antaño admirado guía hiciera a la juventud alemana para alistarse y alimentar la picadora de carne a mayor gloria de una concepción de la patria superior a la dignidad de cada persona. Bajo esa misma premisa, había osado mofarse de aquel histrión austriaco que supeditaba a todos los alemanes a la grandeza de un Reich eterno e irrefutable, del que se creía profeta y conductor.
Mala época escogió Benjamin para postular la inexistencia tanto de conocimientos verdaderos como de verdades conocidas. Malos tiempos, también, para escribir y creer, y defender donde fuera preciso, que no hay dogmas ciertos, sino interpretaciones; que cada uno era libre y soberano para intentar la suya, desde su vivencia y su circunstancia; y que sólo los auténticos artistas (no los estadistas pomposos, ni tampoco los iluminados redentores de pueblos) eran capaces con el fruto personal de su arte de preservar contra el tiempo pedazos preciosos de la verdad.
Dicen que Walter Benjamin tomó aquella noche la decisión de quitarse la vida, antes de que las autoridades españolas (caiga sobre nosotros esa vergüenza ilimitada) le entregaran a los hombres bestiales y alienados que odiaban ciegamente todo lo que él representaba: el coraje de pensar por uno mismo, de no dejarse arrastrar por el rebaño, de aceptar la soledad de quienes sirven a la trémula verdad antes que la aturdida compañía en que a menudo se juntan quienes se entregan a una mistificación que se pretende incuestionable y más grande que ellos.
Vengo en su homenaje a Portbou en la tarde del sábado 26 de septiembre de 2015, víspera del domingo en que, además de celebrarse un enrarecido plebiscito sobre una realidad nacional supuestamente irrealizada e inexorable, se cumplen 75 años del día en que lo hallaron en aquella habitación, abrazado a la maleta donde llevaba sus últimos escritos, hoy perdidos. Agasajado por la luz, el cielo azul y el mar en calma de este hermoso pueblecito mediterráneo, catalán y (todavía hoy) español, me acerco a visitar el cementerio donde reposan sus huesos (revueltos con muchos otros, en la fosa común). Este lugar donde al final, porque así de caprichosos son los caminos del destino, el judío perseguido encontró la paz, la memoria y la gratitud de quienes, alentados por sus palabras imperecederas, venimos a rendirle tributo y a contarle que su recuerdo y su obra sobreviven a la miseria moral, la crueldad y la sinrazón de sus verdugos.
Ojalá se le leyera más. Su pensamiento ilumina, en tiempos que vuelven a ser (ay) de intransigencia, fiebre y fractura.
http://www.elmundo.es/cultura/2015/09/27/56072416ca4741c0658b4586.html

miércoles, 23 de septiembre de 2015

¿Existe una élite hispanohablante en Marruecos? Rosa de Madariaga


http://www.marruecosdigital.net/existe-una-elite-hispanohablante-en-marruecos/

Rosa de Madariaga


01 oct 2007

Después de 44 años de Protectorado y más de 50 de independencia cabe preguntarse si existe hoy en la zona Norte una élite marroquí hispanohablante, como existe una élite francófona en la ex zona francesa. Es éste un tema de gran interés y que viene a cuento evocar tras la polémica suscitada por un artículo del hispanista marroquí Dris Jebrouni, aparecido hace unos meses en Marruecosdigital.net, pero que ya había salido publicado hace casi diez años en el diario en español de Casablanca La Mañana (marzo de 1997), y significativamente titulado “La falacia de la literatura marroquí en castellano”. La crítica del libro La antología de la literatura marroquí en castellano, de Mohamed Chakor y Sergio Macías, publicado en 1995, sirve a Jebrouni para exponer sus ideas al respecto.
Tiene razón Jebrouni cuando dice que una cosa es el hispanismo y otra la creación literaria, que no se pueden meter en el mismo saco ni confundirse. Son numerosos los hispanistas marroquíes en diversos campos como el de la historia y, sobre todo la crítica literaria, generalmente profesores en los departamentos de estudios hispánicos de las universidades marroquíes, que han realizado trabajos académicos, algunos meritorios, en sus respectivas disciplinas. Un hispanista ha de poseer, por supuesto, un buen conocimiento del castellano, dado que el material que maneja está en dicho idioma, pero no se le exige que escriba en éste el fruto de sus estudios o investigaciones. De hecho, los hispanistas franceses, ingleses o alemanes han escrito siempre sus trabajos en sus idiomas respectivos, y, si alguna vez lo hacen en castellano, éste no tiene por qué ser ni mucho menos perfecto.
Una vez aclarado este punto, queda el de la literatura marroquí en castellano, lo que ya es harina de otro costal. En efecto, entramos aquí en un terreno, el de la creación literaria, muy diferente del anterior. Se trata en este caso de poder expresar sentimientos o emociones, describir situaciones o personajes, narrar acciones, en un lenguaje bello y elegante, todo lo cual exige poseer un perfecto dominio del idioma. La producción literaria de un escritor marroquí que se exprese en castellano no ha de ser juzgada, en cuanto a la calidad, con un criterio distinto del que se emplearía con la de uno que fuese español. Sería absolutamente inadmisible que la obra del primero se valorase con los mismos ojos indulgentes y benévolos con los que miraríamos la composición juvenil de un poemilla de fin de curso de un alumno aventajado de la ESO o de bachillerato. Ello equivaldría a caer en un paternalismo heredero del más añejo colonialismo. Es como si nos dijéramos: “No está tan mal para ser de un marroquí. Tiene mucho mérito”.
Lamentablemente, de acuerdo con los criterios expuestos, no creemos que se pueda hablar propiamente de una literatura marroquí en castellano. Como dice Jebrouni, con el que coincido, para poder hablar de esa literatura sería necesario disponer de una acumulación de textos suficiente para hacerla significativa. Sin ser ni mucho menos mi intención quitar méritos a los que han conseguido cierta calidad en sus escritos, la realidad es que la mayoría de los que se denominan escritores marroquíes en lengua castellana se ven obligados, como es bien sabido, a sufragar los gastos de edición de sus propios libros, que, además terminan las más de las veces por vender o regalar a sus amigos. No ha habido, salvo raras excepciones, ninguno que haya conseguido publicar en España, y menos en una de las grandes editoriales de prestigio. Sentimos tener que decirlo: no basta con poder expresarse con cierta soltura en castellano para creer que puede uno, así sin más, ponerse a escribirlo con igual desparpajo. Una cosa es la lengua hablada y otra la escrita. Muchos de los que se expresan en castellano con facilidad lo hacen en un español “para andar por casa”, como se dice vulgarmente, pero cometen en la lengua escrita faltas garrafales, no ya sólo en la construcción sintáctica, sino incluso en la ortografía. Se trata de un español aprendido “en la calle”, y no en la escuela desde la primaria. No hay razón para no exigirles lo mismo que se le exige a cualquier español que tenga vocación de escritor: rigor y calidad en el uso del idioma.
A diferencia de la zona Norte, en el antiguo Protectorado francés sí se constituyó una élite francófona, de la que forman parte escritores de renombre, algunos de los cuales como Tahar Benjelloun están en la mente de todos. No coincido con Jebrouni cuando, siguiendo a Abdallah Laroui, cuestiona la “marroquineidad” de la literatura marroquí en francés. La lengua no es más que un vehículo de expresión y el que Tahar Benjelloun se sirva del francés y no del árabe no me parece que menoscabe su percepción del universo marroquí ni su sensibilidad para reflejarlo. Se podrá argüir que Benjelloun es un producto cultural del colonialismo francés, como Salman Rushdie lo sería del británico. En resumidas cuentas, ambos serían escritores “aculturados”, ajenos a la cultura de sus países de origen. Pero ¿qué decir entonces de un escritor como Jorge Semprún? No cabe hablar en este caso de aculturación resultante de una situación colonial, sino sencillamente de la formación en otra lengua que la materna como lengua de cultura, por razones, tratándose de Semprún, del exilio de su familia en Francia después de la guerra civil española. ¿Dónde situar a Semprún, que, además de escribir en francés, también lo hace en español? ¿Dónde situar al argelino Rachid Boudjedra, premio en 1979 de la mejor novela en lengua francesa, y que desde 1982 escribe en árabe? ¿Puede acaso negársele su “argelinidad” cuando sólo escribía en francés?
Pero, para volver al caso de Marruecos, el fenómeno de la creación de una élite francófona se explica por la política llevada a cabo por Francia en su zona de Protectorado. Como me decía el historiador e hispanista marroquí Youssef Akmir, profesor en la Universidad de Agadir, las autoridades francesas del Protectorado se preocuparon por formar una élite marroquí, iniciada en el aprendizaje del francés desde la primaria, que proseguiría sus estudios secundarios en el Liceo Descartes o en Liceo Lyautey, para completar, luego, sus estudios en universidades francesas. Entre los años cuarenta y cincuenta del pasado siglo, los hijos de las grandes familias de la burguesía urbana que habían adquirido una selecta educación en los liceos franceses de Rabat, Fez y Casablanca se dirigieron a Francia, con lo que, en vísperas de la independencia, Marruecos disponía de un importante elenco de jóvenes con un altísimo nivel de instrucción que constituirían la clase dirigente del país después de 1956. La arabización de la enseñanza, sólo dos décadas más tarde, se hizo con muy poco acierto, de manera que las escuelas primarias e institutos de enseñanza secundaria de más prestigio siguieron siendo los que adoptaron el sistema educativo francés. Es un hecho que hoy día la clase gobernante marroquí es, en su mayoría, francófona, y que el francés predomina claramente en la prensa, la radio y la televisión marroquíes. Conviene asimismo tener presente que, aunque la lengua oficial en Marruecos es el árabe, el francés ocupa el segundo lugar en la administración, incluida la zona Norte, donde, al desaparecer las fronteras entre los dos Protectorados después de la independencia y unificarse los servicios administrativos en todo el territorio nacional, el francés se impuso también allí como segunda lengua.
¿Y las élites del Norte? Hay que decir que, a diferencia de Francia, España practicó una política que favorecía los estudios en árabe. Los hijos de los notables de Tetuán que estudiaban en España, sobre todo en la Universidad de Granada, seguían en general carreras como la de Farmacia u otras de carácter científico o técnico, mientras que para los estudios en el campo de las letras y las ciencias humanas, los jóvenes de la zona Norte se trasladaban tradicionalmente a El Cairo. La política proárabe de Franco fomentaba esta tendencia. La élite intelectual tetuaní de la época del Protectorado era fundamentalmente arabófona, aunque conociese el castellano. Cuando se produjo la independencia de Marruecos en 1956, en la zona Norte sólo un puñado de marroquíes lo conocía perfectamente.
A la pregunta de si hay una literatura marroquí de expresión española o de hasta qué punto existe una literatura poscolonial en español, Gonzalo Fernández Parrilla considera que cuestionarla no significa negar la existencia de escritores marroquíes que se expresen en español, sino de saber si se trata de un fenómeno que tiene trascendencia en el panorama cultural español o marroquí. Insistimos en que por literatura entendemos la creación literaria. Abundando en lo que hemos venido sosteniendo anteriormente, Fernández Parrilla cree “que no puede afirmarse que se haya producido una auténtica literatura poscolonial en español”. En mi opinión, que creo Fernández Parrilla comparte, toda auténtica literatura marroquí en castellano, que se desarrolle en el futuro, no será el producto de una herencia poscolonial, sino que nacerá, como algo nuevo y original, entre los hijos de la inmigración marroquí en España. Ellos serán en el futuro el vínculo humano y cultural más potente y enriquecedor entre las dos orillas.
María Rosa de Madariaga
Más información:
(30/09/07)
BIBLIOGRAFÍA
FERNÁNDEZ PARRILLA, Gonzalo, “Marruecos-España: unas incipientes relaciones culturales”, en Relaciones hispano-marroquíes: una vecindad en construcción, coordinadores Ana I. Planet y Fernando Ramos, Ediciones del Oriente y del Mediterráneo, Guadarrama (Madrid), 2005, pp. 381-402.

JEBROUNI, Dris, “La falacia de la literatura marroquí en castellano”, La Mañana (diario en español de Casablanca), abril de 1997, reeditado en Marruecosdigital.net.

lunes, 6 de julio de 2015

Inassinou o La Reconciliación del Pasado con el Presente/ Por Randa Jebrouni


Inassinou o La Reconciliación del Pasado con el Presente/ Por Randa Jebrouni

portada de la Novela
Randa Jebrouni 
Novedad editorial
*****
 La idea de escribir surge con la madurez, en un determinado momento  de la vida en que se vuelve la mirada hacia lo vivido anteriormente para ponerlo en tela de juicio, cuando más se avanza en edad más se aproxima al pasado. (Salomé), es un ejercicio de  la reconciliación consigo misma « je n’ai plus le temps pour m’appitoyer sur mon sort ou sur mes sorts, plutôt changer mon sort avec l’écriture. C’est un besoin qui devint imminent et urgent! » se explaya la autora. Se trata de curar las heridas de la infancia y la adolescencia.
Y la mejor manera de transmitirnos estos sentimientos es a través de la novela, género que la autora eligió (aunque la poesía la deslumbra) para crear vidas,  sentimientos, vibraciones que hubiera querido vivir ella misma! La elección en su novela se hace protagonista, es esa venda mágica de las heridas, que ella no eligió en la vida real, en esta novela, Ben Lefki domina todo. La escritura le da la impresión de vivir deliciosamente la vida que ha creado para sus personajes, y para ella misma también, considerándose así otro personaje de sí misma. Llámese locura, ilusión, o desdoblamiento pero hasta fura de los momentos de escribir, esta vivencia continúa: “une vie délicieusement double! »según sus palabras.
Es una lectora perezosa, elige sus lecturas, abajo la violencia, lo trágico, y lo catártico, vive más bien los cuentos, sobre todo los cuentos de hadas, de caballería, y los desenlaces felices! Estando refugiada gran parte de su vida adulta en lo que otros quieren llamar la falsa literatura, o aquella de agua de rosas … al despertar tan tarde, quería reconstruir su propia novela, (tormentos epistolares, orgullo, y pudor femeninos, estas son sus ficciones favoritas).
Abriendo el portal invisible de dos mundos, de antaño, que ella llama “luces”, del presente, que llama “tinieblas”. Cuando la luz penetra en las tinieblas, sus pequeñas partículas de esperanza, de amor reinan y embellecen un cotidiano cubierto de pliegues contaminantes.
La protagonista, Inass, es tangerina, es un verdadero cóctel, rifeña que marca la « r » como si fuera originaria de Fez, recibiendo todo de otros, con la condición de que sea lo más refinado. Una tangerina que al principio parece inocente y sumisa, que cambia, es una verdadera mutante que no se percibirá ni por sus hijos, ni al destino impuesto por su creadora.
Una chica que carecía terriblemente de amor paternal, el amor de un padre es un tabú, pues se arriesga a considerarse un incesto, si se revela torcida y oblicuamente.Ella no comprendía  eso, ella continuaba mendigando este amor de sus hermanos, sordos a sus clamores, después a los hombres, crueles hacia una mujer sedienta de afecto, tal sed permanente de amor se vuelve un peligro para ella.
Habría dado todo, « prostituir » su amor propio, su cuerpo, su corazón por un pequeño abrazo, una palabra tierna, un poco de tiempo brindado a su persona sedienta de abrazos. La sociedad del macho está sorday nombra a toda mujer necesitada de amor “prostituta”.
La rutina carcome a los demás personajes, proviniendo aun de descendencia privilegiada. Cada uno vive su propia lucha interior, un cóctel de orígenes: tangerinos, fasíes, rifeños, y los extranjeros son personajes de obras literarias, actores de películas, o escritores clásicos.
 A través de la frontera de Ceuta, la autora establece una conexión entre el mundo clásico de la literatura y el mundo actual de la ciudad de Tánger. Todo extranjero es rechazado: el mito del Dorado que era España, se invierte en Inassinou; Dada Yamna reza para que los españoles vengan a Marruecos clandestinamente a trabajar. Dios le otorga satisfactoriamente sus plegarias, y cumplir así la venganza de  los jóvenes marroquíes ahogados en las pateras de la muerte.
Siendo la novela de una escritora, se manifiesta como un grito rebelde, un eco de otros ecos femeninos. La reproducción de algunos estereotipos alcanza un estilo peculiar, púdico y menos chocante, no obstante, aparece la figura femenina fuerte que odia la debilidad, el juego masoquista de mujeres sumisas y mezquinas, no es lo que parece.
Es el mundo de una mujer tan fuerte que derriba al hombre. La debilidad es una opción: seguirá débil la que desgarrará su debilidad.
La contradicción que une a los personajes, emana un encanto inaudito, el que se enamora de ella está abatido por su moralidad simple y honesta.

No se trata de hacer llorar a las mujeres con esta novela que traza la vida de una mujer débil, es un escrito de compartición, porque el mundo es, a pesar del mito de la comunicación, sordomudo.

martes, 30 de junio de 2015

PROYECTO “NUEVO ORIENTE PROXIMO” EL PLAN CON TERRORISMO Y CAOS DE LOS SOBERBIOS DE LA TIERRA PARA EL MUNDO

http://www.crisisglobalhoy.com/2014/07/proyecto-nuevo-oriente-proximo-el-plan.html
PROYECTO “NUEVO ORIENTE PROXIMO” EL PLAN CON TERRORISMO Y CAOS DE LOS SOBERBIOS DE LA TIERRA PARA EL MUNDO

EL MUNDO, Julio 1, 2014  -  El terrorismo patrocinado por EE.UU. en Irak y el "caos constructivo" en Oriente Próximo. Irak vuelve a ser noticia de portada.

Y una vez más la imagen que se nos presenta en los medios dominantes occidentales es una mezcla de medias verdades, falsedades, desinformación y propaganda. Los medios dominantes no le dirán que Estados Unidos está apoyando a ambos bandos en el conflicto iraquí.

Washington apoya abiertamente al gobierno chií iraquí al tiempo que de forma encubierta adiestra, arma y financia al sunní Estado Islámico de Irak y Siria (ISIS, por sus siglas en inglés). Apoyar la entrada de brigadas terroristas a Irak es un acto de agresión extranjera. Pero los medios dominantes le dirán que el gobierno de Obama está "preocupado" por los actos que cometen los terroristas.

El relato favorito en los medios dominantes estadounidenses y de la mayor parte de Occidente es que la situación actual se debe a la "retirada" estadounidense que acabó en diciembre de 2011 (en Irak permanecen más de 200 soldados y asesores militares estadounidenses).

Este retrato de los hechos en el que la retirada estadounidense es la culpable de la insurgencia no establece relación alguna entre la invasión estadounidense de 2003 y la ocupación que hubo a continuación. También ignora los escuadrones de la muerte adiestrados por asesores estadounidenses en Irak tras la invasión y que son clave en la situación actual.

Como de costumbre, los medios dominantes no quieren que usted entienda lo que está sucediendo. Su objetivo es dar forma a percepciones y opiniones elaborando un punto de vista del mundo que sirve a intereses poderosos. Por lo que se refiere a Irak, le dirán que se trata de una guerra civil.

Lo que se está llevando a cabo es un proceso de "caos constructivo" urdido por Occidente. La desestabilización de Irak y su fragmentación se planearon hace tiempo y forma parte de "la hoja de ruta militar anglo-israelo-estadounidense para Oriente Próximo", como explicaba este artículo en 2006:

Este proyecto, que se había estado fraguando durante varios años, consiste en crear un campo de inestabilidad, de caos y de violencia que se extienda desde Líbano, Palestina y Siria a Irak, el Golfo Pérsico, Irán y las fronteras del Afganistán que mantiene la OTAN.

Washington y Tel Aviv presentaron públicamente el proyecto del "Nuevo Oriente Próximo" con la esperanza de que Líbano fuera el punto de tensión para la reorganización total de Oriente Próximo y de ese modo desencadenar las fuerzas del "caos constructivo".

Por su parte, este "caos constructivo" -que genera condiciones de violencia y de guerra en toda la región- será utilizado para que Estados Unidos, Gran Bretaña e Israel puedan retrasar el mapa de Oriente Próximo en función de sus necesidades y objetivos estratégicos.

Retrasar y desmembrar Oriente Próximo, desde las orillas mediterráneas orientales de Líbano y Siria hasta Anatolia (Asia Menor), Arabia, el Golfo Pérsico y la llanura iraní responde a amplios objetivos económicos, estratégicos y militares que forman parte de una ya antigua agenda anglo-israelo-estadounidense en la región.

De una guerra más amplia en Oriente Próximo pueden resultar unas fronteras estratégicamente retrasadas ventajosas para los intereses anglo-israelo-estadounidenses.

Los intentos de crear intencionadamente animosidad entre los diferentes grupos étnico-culturales y religiosos de Oriente Próximo han sido sistemáticos. De hecho, forman parte de una agenda de inteligencia oculta cuidadosamente diseñada.

Mucho más inquietante, muchos gobiernos de Oriente Próximo, como el de Arabia Saudí, ayudan a Washington a fomentar divisiones entre las poblaciones de Oriente Próximo. El objetivo final es debilitar el movimiento de resistencia contra la ocupación extranjera por medio de la "estrategia del divide y vencerás" que sirve a los intereses anglo-israelo-estadounidenses en toda la región."  (Mahdi Darius Nazemroaya, Plans for Redrawing the Middle East: The Project for a "New Middle East", noviembre 2006) [Traducción al castellano, El proyecto de un "Nuevo Oriente Próximo": Planes de retrazado del Oriente Próximo].

Estas son las acciones que van saliendo a la luz por parte de estos hombres malos y perversos que denuncio Jesucristo Hombre, el Dr. José Luis De Jesús.  Hoy bajo el Orden de Melquisedec el mundo será afectado por los resultados de tal desestabilización en esa región del mundo, la razón, el precio del petróleo, que deprimirá ostensiblemente la economía del planeta.

FUENTE: es.sott.net/article

sábado, 27 de junio de 2015

viernes, 19 de junio de 2015

Si yo fuera palestino. Eduardo Galeano



17/7/14
Si yo fuera palestino. Eduardo Galeano
Israel es el país que jamás cumple las recomendaciones ni las resoluciones de las Naciones Unidas, el que nunca acata las sentencias de los tribunales internacionale / Desde 1948 los palestinos viven condenados a humillación perpetua

VTV / Ciudad CCS 16/07/2014

Desde 1948, los palestinos viven condenados a humillación perpetua. No pueden ni respirar sin permiso. Han perdido su patria, sus tierras, su agua, su libertad, su todo. Ni siquiera tienen derecho a elegir a sus gobernantes.

Cuando votan a quien no deben votar, son castigados. Gaza está siendo castigada. Se convirtió en una ratonera sin salida, desde que Hamás ganó limpiamente las elecciones en el año 2006. Algo parecido había ocurrido en 1932, cuando el Partido Comunista triunfó en las elecciones de El Salvador.

Bañados en sangre, los salvadoreños expiaron su mala conducta y desde entonces vivieron sometidos a dictaduras militares. La democracia es un lujo que no todos merecen. Son hijos de la impotencia los cohetes caseros que los militantes de Hamás, acorralados en Gaza, disparan con chambona puntería sobre las tierras que habían sido palestinas y que la ocupación israelita usurpó.

Y la desesperación, a la orilla de la locura suicida, es la madre de las bravatas que niegan el derecho a la existencia de Israel, gritos sin ninguna eficacia, mientras la muy eficaz guerra de exterminio está negando, desde hace años, el derecho a la existencia de Palestina. Ya poca Palestina queda. Paso a paso, Israel la está borrando del mapa.

Los colonos invaden, y tras ellos los soldados van corrigiendo la frontera. Las balas sacralizan el despojo, en legítima defensa. No hay guerra agresiva que no diga ser guerra defensiva. Hitler invadió Polonia para evitar que Polonia invadiera Alemania. Bush invadió Irak para evitar que Irak invadiera el mundo. En cada una de sus guerras defensivas, Israel se ha tragado otro pedazo de Palestina, y los almuerzos siguen. La devoración se justifica por los títulos de propiedad que la Biblia otorgó, por los dos mil años de persecución que el pueblo judío sufrió, y por el pánico que generan los palestinos al acecho.

Israel es el país que jamás cumple las recomendaciones ni las resoluciones de las Naciones Unidas, el que nunca acata las sentencias de los tribunales internacionales, el que se burla de las leyes internacionales, y es también el único país que ha legalizado la tortura de prisioneros. ¿Quién le regaló el derecho de negar todos los derechos? ¿De dónde viene la impunidad con que Israel está ejecutando la matanza de Gaza? El Gobierno español no hubiera podido bombardear impunemente al País Vasco para acabar con ETA, ni el Gobierno británico hubiera podido arrasar Irlanda para liquidar a IRA. ¿Acaso la tragedia del Holocausto implica una póliza de eterna impunidad? ¿O esa luz verde proviene de la potencia mandamás que tiene en Israel al más incondicional de sus vasallos? El ejército israelí, el más moderno y sofisticado del mundo, sabe a quién mata. No mata por error. Mata por horror. Las víctimas civiles se llaman daños colaterales, según el diccionario de otras guerras imperiales.
En Gaza, de cada diez daños colaterales, tres son niños. Y suman miles los mutilados, víctimas de la tecnología del descuartizamiento humano, que la industria militar está ensayando exitosamente en esta operación de limpieza étnica. Y, como siempre, siempre lo mismo: en Gaza, cien a uno. Por cada cien palestinos muertos, un israelí. Gente peligrosa, advierte el otro bombardeo, a cargo de los medios masivos de manipulación, que nos invitan a creer que una vida israelí vale tanto como cien vidas palestinas. Y esos medios también nos invitan a creer que son humanitarias las doscientas bombas atómicas de Israel, y que una potencia nuclear llamada Irán fue la que aniquiló Hiroshima y Nagasaki.

La llamada comunidad internacional, ¿existe? ¿Es algo más que un club de mercaderes, banqueros y guerreros? ¿Es algo más que el nombre artístico que los Estados Unidos se ponen cuando hacen teatro? Ante la tragedia de Gaza, la hipocresía mundial se luce una vez más. Como siempre, la indiferencia, los discursos vacíos, las declaraciones huecas, las declamaciones altisonantes, las posturas ambiguas, rinden tributo a la sagrada impunidad. Ante la tragedia de Gaza, los países árabes se lavan las manos. Como siempre. Y como siempre, los países europeos se frotan las manos.
La vieja Europa, tan capaz de belleza y de perversidad, derrama alguna que otra lágrima mientras secretamente celebra esta jugada maestra. Porque la cacería de judíos fue siempre una costumbre europea, pero desde hace medio siglo esa deuda histórica está siendo cobrada a los palestinos, que también son semitas y que nunca fueron, ni son, antisemitas. Ellos están pagando, en sangre contante y sonante, una cuenta ajena. (Este artículo está dedicado a mis amigos judíos asesinados por las dictaduras latinoamericanas que Israel asesoró. / CLAA. 

Artículo publicado en aporrea.org el 26 de noviembre de 2012.

http://chacatorex.blogspot.mx/2014/07/si-yo-fuera-palestino-eduardo-galeano.html